Enigmas y certezas sobre Bolsonaro

Sin ser un outsider, como pretendió mostrarse durante la campaña, Bolsonaro es conservador en lo político y liberal en lo económico, describió Irma Argüello, presidenta de la Fundación NPSGlobal, durante un debate en la Ucema




Bolsonaro en debate: Jorge Elías, Irma Argüello, Fabián Calle y Sybil Rhodes

La incógnita es a plazo fijo. Vence el 1 de enero de 2019. ¿Cómo será el gobierno de Jair Messias Bolsonaro, emergente de una crisis que arrasó con todos los estratos de la sociedad brasileña y se expandió como una mancha de aceite por buena parte del continente? La planteó Irma Argüello, presidenta de la Fundación NPSGlobal, durante un debate del cual participaron Fabián Calle, director de Asuntos Académicos del Instituto del Servicio Exterior de la Nación (ISEN), y Sybil Rhodes, directora del Departamento de Ciencias Políticas y Relaciones Internacionales de la Universidad del Centro de Estudios Macroeconómicos de Argentina (Ucema), moderado por Jorge Elías.

En principio, según Argüello, Bolsonaro “tiene ideas conservadoras en lo ideológico y liberales en lo económico, pero en su victoria, supo capitalizar el desencanto de toda la sociedad brasileña”. No se trata de un outsider como quiso mostrarse durante la campaña después de haber sido diputado federal durante 28 años. Desde la reforma de la Constitución en 1988, agregó, “tres de los cuatro presidentes de Brasil tuvieron grandes problemas: Fernando Collor de Mello [renunciante] y Dilma Rousseff [destituida] debieron abandonar sus cargos por juicios políticos y Lula está preso”. Sólo quedó indemne Fernando Henrique Cardoso.

El problema de Brasil “es la fragilización”, observó Calle. Bolsonaro tomará las riendas de un país corroído por la corrupción y el narcotráfico: “Es el segundo consumidor de cocaína del mundo y el primero de crack, y el primer puerto de salida de droga de América del Sur”. En coincidencia con el asesinato en Pedro Juan Caballero, Paraguay, de la abogada argentina Laura Caruso, representante de un narco del Primeiro Comando da Capital (PCC), hecho desconocido en ese momento, Calle recordó el robo de más de 40 millones de dólares de la sucursal de Prosegur en Ciudad del Este en 2017, adjudicado a esa banda criminal. Utilizaron bombas, fusiles y artillería “como si fueran del ISIS”.

A su vez, Rhodes reparó en las fake news (noticias falsas) durante la campaña. El candidato por el Partido de los Trabajadores (PT), Fernando Haddad, elegido a dedo por Lula, denunció a un grupo de empresarios afines a Bolsonaro que habría financiado su reguero por grupos de Whatsapp poco antes del desenlace en la segunda vuelta: “Todo el ciclo de las fake news y las posibilidades de manipulación de las noticias en las elecciones ya lo vimos en Estados Unidos con Donald Trump y lo volvimos a ver con Bolsonaro”.

Bolsonaro, apuntó Argüello, como Trump con su America First, utiliza “el eslogan Brasil por encima de todo”. Lo cual implica un reto para su principal socio en la región, Argentina, donde, coincidieron todos, no parece haber cabida para un candidato de esas características ni con ese discurso.



6 Comments

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.